Sin contar las tres mesas de extranjeros (1.517 votantes habilitados), en Luján hubo una participación del 78,16 por ciento a raíz del voto emitido por 67.136 vecinos en 261 mesas de las 262 habilitadas.

En ese marco, en la categoría para intendente, concejales y consejeros escolares, las tres listas del Frente de Todos -encabezadas por Leonardo Boto, Miguel Prince y Silvio Martini- lograron 31.172 votos, es decir el 46,80 por ciento. De esta manera, superaron con amplitud a Fernando Casset y Rita Sallaberry, los precandidatos de Juntos por el Cambio que juntos sumaron 21.785 sufragios, el 32,70 por ciento.

Sin embargo, dentro del Frente de Todos esta diferencia no se reflejó en la elección de los candidatos a Presidente y gobernador de cara a octubre, ya que el margen fue menor al de los precandidatos de su espacio y en la lucha entre ambas fuerzas políticas. Por su parte, en Juntos por el Cambio el escenario fue al revés.

Respecto de la categoría para Presidente y vicepresidente, la fórmula Alberto Fernández – Cristina Fernández sumó en Luján 28.764 votos, lo que arrojó un total de 43,31 por ciento. Mientras que Mauricio Macri y Miguel Pichetto lograron 24.638 sufragios, el 37,10 por ciento. Esto significa que el Frente de Todos superó a Juntos por el Cambio por seis puntos.

Por su parte, en la comparación con los precandidatos a intendente de su propio espacio, Alberto Fernández quedó tres puntos por debajo de la sumatoria de votos entre Boto, Prince y Martini. Mientras que en Juntos por el Cambio la situación fue a la inversa, ya que Mauricio Macri logró en Luján 24.638 votos, el 37,10 por ciento, y superó por casi seis puntos lo sumado por Casset y Sallaberry juntos.

Y el mismo escenario se registró en la categoría para gobernador, ya que Axel Kicillof y Verónica Magario, del Frente de Todos, fueron votados por 27.969 lujanenses. En ese marco, alcanzaron el 41,88 por ciento, es decir dos puntos más que la fórmula María Eugenia Vidal – Daniel Salvador, que obtuvo 26.635 sufragios, el 39,88 por ciento.

Y respecto de la comparación con los precandidatos a intendente, Kicillof obtuvo el cinco por ciento menos que la sumatoria entre Boto, Prince y Martini. Mientras que Vidal logró siete puntos más que Casset y Sallaberry.