En el marco de la conferencia de prensa que la candidata a diputada nacional Graciela Camaño brindó en Luján junto al referente local Marcelo Musso, fue consultada por LUJANHOY sobre la problemática de los basurales. Al respecto, se refirió a este tema y brindó su opinión sobre el Basural Municipal de la ruta 192.

“La basura es un negocio, y es un negocio increíble. A tal punto, que este gobierno tomó la decisión de poder exportar basura. Nosotros habíamos hecho una ley sobre residuos peligrosos, que efectivamente tiene sus años. Y este gobierno lo que hizo fue cambiar el control y modificar las posibilidades de ingreso de la basura peligrosa”, sostuvo.

A su vez, la candidata a diputada nacional por Consenso Federal recordó que “nosotros también presentamos, más allá de las leyes, un recurso de amparo porque creemos que lo que estamos haciendo es permitir que basura que no se degrada, ingrese a la Argentina. Lo hacen en nombre de la reutilización, por eso digo que la basura es un gran negocio”.

“No tenemos en la Argentina la cultura de la reutilización y tampoco fomentamos la reutilización como una herramienta importante de la economía. En el mundo, hay países donde la reutilización genera trabajo, dinero y un buen ambiente. Bueno, esto no ocurre en la Argentina”, afirmó.

Y sobre el Basural de Luján, Camaño reiteró: “No hay un trabajo serio de la reutilización de la basura y no hay responsabilidad”.

Al respecto, dijo: “Yo se que el Basural de Luján es un problema para los habitantes y creo y acompaño el reclamo en el sentido que debe darse prioridad a este tema. No sólo porque es un problema medioambiental, sino porque se están perdiendo la oportunidad de hacer las cosas correctamente y tener fuentes de trabajo para poder contratar mano de obra”, añadió.

Y en esa línea, apuntó “Me parece una burrada que los dirigentes políticos no alcancen a ver que el cuidado del ambiente no sólo nos va a permitir tener un ambiente sustentable sino que también va a permitir que haya ocupación”.

Por último, sostuvo que “la sociedad debe y puede participar. Deben exigir a quiénes los gobiernan que se empiecen a tomar medidas ambientales. Hay que comprometerse con este tema”.