Este martes, en el marco de una nueva sesión ordinaria del Concejo Deliberante, se aprobó un proyecto de comunicación presentado por el Interbloque Frente de Todos que consta de dos artículos y está referido a la situación de vulnerabilidad social de muchos vecinos de Luján. En ese marco, se pide la intervención del intendente Oscar Luciani en el marco de la transición de gobierno con el jefe comunal electo Leonardo Boto.

Concretamente, la comunicación aprobada por el Cuerpo Deliberativo solicita “al Departamento Ejecutivo que arbitre todos los medios necesarios para brindar una solución urgente e integral a las problemáticas de diversas familias que padecen situaciones de extrema vulnerabilidad social junto a su grupo familiar”. Además, pide que “en el marco de la transición se establezca como prioridad brindar respuestas inmediatas a las vecinas y vecinos en situación de vulnerabilidad social”.

En primer lugar, el proyecto sostiene que “el Estado Municipal del Partido de Luján ha dejado sin asistencia y contención social a vecinos y vecinas de nuestra comunidad mediante la suspensión de subsidios -dispuesta por el Secretario de Economía Ezequiel Artero- a partir del 2 de septiembre del año en curso” y que “conjuntamente con el desmantelamiento sostenido de las políticas públicas y la acuciante crisis económica la demanda social se ha incrementado”.

Mientras que entre los considerandos los ediles señalan que “en la última semana se hicieron presentes en el Concejo Deliberante vecinas de nuestra ciudad que padecen situaciones de extrema vulnerabilidad social junto a su grupo familiar, y que han agotado las instancias burocráticas sin ninguna respuesta del Estado Municipal”.

Al respecto, detallan que “uno de estos casos refiere al incendio de una vivienda y a la demora de más de un mes de la mejora habitacional solicitada, donde fue presentada toda la documentación requerida. En este sentido, concejales y concejalas han intercedido ante el reclamo y a la fecha sólo le han otorgado chapas, clavaderas y tirantes, quedando pendiente el resto de materiales. Y cabe mencionar que la vecina debe solventarse la mano de obra por sus propios medios, sin tener en cuenta la situación socioeconómica y la escasez de ingresos con los que cuenta, ya que sólo percibe una pensión por discapacidad”.

Y agrgan que “los otros casos corresponden a dos familias que se encuentran en situación de calle, resolviendo día a día su hospedaje, en una situación de extrema vulnerabilidad social y sin ningún tipo de respuesta por parte del Estado Municipal”.

En este sentido, afirman que “es deber del Estado Municipal asistir integralmente a las personas y a su grupo familiar en situaciones de riesgo social, reparando los derechos vulnerados”. Y añaden que “la asistencia social debe llegar en forma oportuna de manera eficiente y sin dilaciones a quienes necesiten transitoriamente de ella”.

Por último, consideran que “el Estado municipal tiene la obligación de garantizar los derechos humanos de las personas en su jurisdicción territorial tal como lo establece nuestra legislación nacional”.