El sábado, luego de que se difundiera la búsqueda de una joven de 20 años que afortunadamente apareció horas después sana y salva, desde el Ministerio Público Fiscal del Departamento Judicial Mercedes informaron a través de un comunicado que “al constatarse que no había sido víctima de ningún tipo de delito, desde la UFI N° 9 se determinó dar intervención al Juzgado Federal por infracción al Artículo 205 del Código Penal, iniciándose la correspondiente causa penal por incumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio“.

Frente a esto, desde Isadora Mujeres en Lucha e Izquierda Socialista Luján emitieron un comunicado en el que manifestaron su “repudio total al accionar de la UFI Nº 9 -a cargo de la doctora Mariana Suárez-, ya que consideramos que el mismo está enmarcado en una justicia machista y patriarcal, dado que se utiliza la ley con el propósito de estigmatizar a una mujer y desalentar de manera manifiesta toda denuncia que podamos realizar si desapareciera una de nosotras”.

En ese contexto, apuntaron que “dicha Fiscalía no solo presentó una denuncia de oficio, sino que con el claro propósito de que se haga público, presentó un comunicado en los medios locales, desalentando de manera manifiesta toda denuncia por desaparición”.

A su vez, sostuvieron que “en dicho comunicado expresa: ‘Al constatarse que no había sido víctima de ningún delito’. Por lo que evidentemente y casi sin temor a equivocarnos, dicha denuncia penal de rompimiento de cuarentena, se basa en haber encontrado a esta mujer, sana y salva. De esta manera, si el día de mañana falta alguna de nosotras tenemos que saber que si no aparecemos muertas vamos a tener que enfrentar una denuncia penal”.

Y agregaron: “Siendo la Fiscalía parte del Estado y el Estado es el que debería alentar a realizar denuncias de desaparición de mujeres lo más temprano posible, no es lógico se utilice la ley en contra de nosotras, ya que somos un grupo poblacional vulnerable, debido a que muere una de nosotras por día en manos de un femicida”.

Al respecto, recordaron los lineamientos de la Ley de Protección Integral a las Mujeres, Ley 26.485: “La violencia sexista es una cuestión política, social, cultural y de Derechos Humanos, por lo cual para trabajar en su erradicación, es necesario la implementación de un Plan que se caracterice por ser Federal e Integral, con una clara y contundente perspectiva de género. Deconstruir las estructuras patriarcales, que tienen como principal consecuencia la naturalización de la violencia hacia nosotras las mujeres, es un camino largo a recorrer”.

Por último, expresaron su “apoyo total para con la familia” y enfatizaron que “estamos a su entera disposición”.

Foto: Isadora Luján