Una vivienda del barrio Juan XXIII fue destruida este martes por la tarde luego por un incendio.

El hecho ocurrió alrededor de las 17.30 en la calle Patricios al 600, entre Gálvez y Andrade. Tras recibir un llamado, desde el Cuartel de Bomberos Voluntarios acudieron rápidamente al lugar con el móvil 24. Pero al constatar que las llamas se expandían por toda la propiedad, también llegó el móvil 23.

Al respecto, uno de los servidores públicos que trabajó en el lugar explicó que “cuando llegamos nos encontramos con el incendio que estaba generalizado. Y lo atacamos con dos líneas, trabajando con los móviles 24 y 23, porque la vivienda se encontraba con peligro de derrumbe”.

Si bien por el momento se desconocen las causas que generaron el siniestro, lo cierto es que las llamas arrasaron con todo a su paso y las pérdidas terminaron siendo totales.

En tanto, desde Bomberos Voluntarios indicaron que al llegar al lugar no había personas en el interior de la vivienda y confirmaron que afortunadamente no hubo que lamentar víctimas.