Foto: Archivo LujanHoy

Una vecina presentó una denuncia en la UFI N° 9 de nuestra ciudad por abuso de autoridad de la Policía. El hecho, tal como relató, ocurrió el 21 de junio en el barrio San Fermín. A su vez, con la firma de otros vecinos y familiares, se presentó una nota en el Concejo Deliberante solicitando una reunión “urgente”.

En la denuncia, la mujer dejó asentado que ese día alrededor de las 17.30 “me encontraba en la puerta de mi casa junto a mi hija, momentos en que observé a un sujeto que venía corriendo hacia mi casa y detrás de él dos policías que lo corrían. En momentos que el sujeto llegó a la puerta de mi casa, me di cuenta que era mi hermano, quien posee un retraso madurativo y es pensionado por su enfermedad. Allí le pregunté qué pasaba que lo corría la policía y me dijo: ‘Tiro… policía…’ y entró corriendo a mi casa”, sostuvo.

Luego, según expuso, “se acercaron los dos policías que lo venían corriendo, eran un hombre y una mujer”. Y en ese sentido, manifestó que “cuando llegaron a la puerta de mi casa yo les pedí que esperen que iba a buscar a mi hermano, le pedí que no lo asusten porque es enfermo y corrió porque se asustó, pero no me hicieron caso y entraron a mi casa por la fuerza, además pidieron refuerzos. Una vez que los dos policías entraron a mi casa, llegó mi hijo de 15 años y empezó a filmar la situación con su teléfono celular, porque los dos efectivos pateaban todo lo que encontraban a su paso, y allí el efectivo masculino cuando se dio cuenta de que mi hijo lo filmaba le dio una patada en las costillas tirándolo al piso y raspándose su mentón, le sacó el celular y lo revoleó hacia la calle, rompiendo su pantalla. Ese video no quedó guardado”.

Por su parte, señaló que su hijo salió de la casa en busca de su teléfono y al volver “la mujer policía lo apuntó con su arma reglamentaria”. Y en esa línea, añadió en su declaración en la Fiscalía que le “agarró una desesperación total” y que “a los cinco minutos llegaron refuerzos y se empezaron a escuchar tiros, para ese entonces se habían acercado mis familiares, y todos los efectivos estaban muy agresivos. Yo me desesperé por como lo trataron a mi hijo, él es menor y mi hermano no es agresivo, en todo momento yo les pedí que me dejen ir a buscarlo, si mi hermano corrió fue por miedo”.

En la denuncia, también expresó que luego “llegó un auto y se llevó al policía que entró en mi casa”. Y agregó que por la noche acompañó a su hijo hasta el Hospital, “donde lo atendieron por las lesiones sufridas”.

Además de la denuncia en la Fiscalía, este martes ingresó en el Concejo Deliberante una nota en la que vecinos solicitan “una reunión de carácter urgente” para poner en conocimiento del Cuerpo Deliberativo y de las comisiones específicas de Seguridad, Discapacidad y Derechos Humanos “de los gravísimos hechos sucedidos el 21 de junio”.

La nota fue entregada con copia para el intendente, la Dirección de Discapacidad, el Consejo Municipal de Personas con Discapacidad y el área de Derechos Humanos de la Municipalidad de Luján”.