En el marco de la semana de lucha contra la Triquinosis, el Municipio realiza acciones para su diagnóstico y prevención en el distrito.

En ese sentido, desde 2016 se desarrollan acciones conjuntas con la Universidad Nacional de Luján, la AER Luján y el INTA, entre las que se destacan una intensa campaña de difusión, así como un servicio de diagnóstico gratuito por digestión artificial, orientado a las muestras de carne provenientes de faenas caseras y piezas de caza para consumo familiar.

“Los productos porcinos elaborados de forma casera o artesanal pueden llegar a contener larvas de los parásitos que producen la triquinosis. Por eso, con un trabajo mancomunado sostenido durante años, brindamos a los vecinos y vecinas esta prueba de digestión artificial gratuita, que verifica que la carne que se utilice sea para consumo humano, previniendo las infecciones por esta enfermedad y atendiendo a la salud de todos los ciudadanos”, detalló el director de Gestión Ambiental, Braian Vega.

Este diagnóstico no implica la normalización de la faena ni la elaboración de embutidos y salazones para la venta, y que las piezas que se lleven para su análisis deben estar refrigeradas y no congeladas.

Para coordinar la extracción y remisión de muestras los interesados deberán contactarse con la Dirección de Gestión Ambiental, dependiente de la Subsecretaría de Producción y Desarrollo Sostenible, los miércoles y jueves de 8 a 12, al teléfono (02323) 438615. O con la Dirección de Bromatología y Salud Animal, de lunes a viernes de 7 a 12, a la línea telefónica (02323) 42-0218.

Del mismo modo, podrán comunicarse con la UNLu los lunes, martes y miércoles, de 8 a 12, al teléfono (02323) 579102; mientras que los lunes, martes y viernes, de 16 a 20, al (02323) 54804.

Asimismo, la Agencia de Extensión Rural Luján del INTA pone a disposición su número telefónico: (011) 15-40951360, los jueves y viernes de 8 a 12.

Desde la Comuna recordaron que los síntomas de Triquinosis en los humanos son dolores musculares, hinchazón en los párpados o el rostro, hemorragias conjuntivales, estado febril, síntomas gastroentéricos y, dependiendo de la cantidad ingerida, puede ocasionar la muerte.

En caso de presentar alguno de los síntomas mencionados y si la persona consumió recientemente carne o subproductos derivados de cerdo o animales silvestres, se recomienda concurrir rápidamente al centro de salud más cercano.