El presidente de la Nación, Alberto Fernández, anunció este jueves cerca de la medianoche un feriado nacional. Será en repudio al ataque con un arma de fuego que sufrió la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en la puerta de su domicilio, en el barrio de Recoleta.

A través de una cadena nacional que brindó desde la Quinta de Olivos, expresó: “He dispuesto declarar en el día de mañana feriado nacional para que, en paz y armonía, el pueblo argentino pueda expresarse en defensa de la vida, de la democracia y en solidaridad con nuestra vicepresidenta”.

En esa línea, Alberto Fernández convocó “a todos y a cada uno de los argentinos y argentinas, a toda la dirigencia política y social, a los medios de comunicación y a la sociedad en general, a rechazar cualquier forma de violencia. Necesitamos aislar, no convalidar y repudiar las palabras descalificadoras, estigmatizantes y ofensivas que solo nos dividen y enfrentan”.

Además, Alberto Fernández llamó a “recuperar la convivencia democrática que se ha quebrado por el discurso del odio que se ha esparcido desde diferentes espacios políticos, judiciales y mediáticos de la sociedad argentina”.

Y dijo que “este atentado merece el más enérgico repudio de toda la sociedad argentina, de todos los sectores políticos y todos los hombres y las mujeres de la república, porque estos hechos afectan nuestra democracia”.

Por otra parte, sostuvo que “podemos disentir, podemos tener profundos desacuerdos, pero en una sociedad democrática los discursos que promueven el odio no pueden tener lugar porque engendran violencia y no hay ninguna posibilidad de que la violencia conviva con la democracia”.

Respecto de los alcances del feriado nacional decretado por el presidente, implica que no habrá clases, tampoco atención bancaria y que las dependencias públicas de todo el país permanecerán cerradas.

En este sentido, el Municipio informó a sus empleados a través de cadenas de WhatsApp que “en virtud de la cadena nacional del presidente de la Nación, el día viernes 2 de septiembre se dispone como feriado nacional tras el intento de magnicidio hacia la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. Las dependencias del Municipio permanecerán cerradas durante”.

Además, el transporte público funcionará con el cronograma de domingos y feriados, según ya le anunciaron a los trabajadores del sector.

Mientras que las guardias de los hospitales públicos y privados funcionarán normalmente, al igual que la recolección de basura.