Dibujan desde la voz, en las cuerdas, sobre los parches, un estilo propio. Lo sienten y concretan cada vez que eligen un tema para versionarlo desde el respeto que la obra musical merece y desde la necesidad de ser ellos mismos, auténticos también, en cada interpretación.

Fusionando estilos, las canciones pasan por Pura Cepa y quedan con una impronta especial para compartir entre sus oyentes tanto en presentaciones en vivo como para quienes los disfrutan desde sus publicaciones en Youtube. Y para hablar del recorrido hasta acá, de lo que viene, lo que esperan, charlamos con el guitarrista, vocalista y fundador del grupo, Eduardo Badano.

“Nosotros con Betty veníamos del rock y el blues, teníamos la banda llamada ‘La rezagada’, donde también estaba Ramón Salvo, luego se dividió la banda y a mediados de 2012 mi hermano que hacía folclore nos convocó para que le hiciéramos temas de folclore pero con un toque de rock y blues, así que con esa formación en 2014 fuimos a competir al Pre Baradero pero no pasamos, igual en ese momento grabamos nuestro primer disco llamado ‘Así suena Pura Cepa’. Seguimos adelante luego de algunos problemas familiares como el fallecimiento de mi mamá, nos separamos, así que con Ramón y Betty seguimos con nuestro proyecto hasta que incorporamos a Germán Salvarezza en percusión y más adelante a Carlos Golíacomo, también percusionista. Con esa formación tocamos varias veces en Música en la Plaza y fuimos a competir a Alberdi -primera zona del festival de Baradero- y ganamos el pase para ir a Chivilcoy, donde ganamos esa instancia provincial desde nuestra categoría de folclore de proyección”, recordaba Eduardo.

Y sumaba lo que siguió en ese recorrido: “Luego fuimos a la final de Baradero 2019, donde tocamos con gran éxito en el festival de peñas, recibiendo nuestro diploma de honor, por lo que tendríamos que haber ido a tocar en 2020 en el escenario mayor, pero por la Pandemia no pudo ser. Ese mismo año, a principio de 2020, antes de la Pandemia, fuimos a competir a Cosquín llegando a la final de los Espectáculos Callejeros, haciendo cuatro shows en varios lugares”, decía remarcando el aspecto negativo de esta situación: el hecho de tener que solventar todos los gastos -estadía, traslados, hospedajes- por sus propios medios.

“Todo eso llevó y lleva sacrificio, es todo a pulmón, como dijo Lerner”, mencionaba el guitarrista de Pura Cepa, que además tiene en su haber el título otorgado por el Municipio de Embajadores Culturales desde su participación en “Música en la Plaza” en otros años, convocatoria que no ha continuado: “Desde el 2014 no habíamos faltado nunca hasta el año pasado y este año que no estuvimos, que no hemos sido convocados”.

Son esa música

Indudablemente, sienten ser parte de lo que cantan e interpretan, haciendo suyos los temas elegidos por estos tres músicos que en la actualidad forman parte del grupo: Eduardo junto a su esposa Betty Giménez y el músico percusionista Carlos Golía, que aporta coros también.

“Ahora estamos cumpliendo los compromisos con esta formación y tenemos en cuenta que si tenemos que hacer una presentación un poco más grande podemos convocar a un músico invitado”, manifestaba Eduardo, al tiempo que detallaba lo vivido, nuevamente, en el tradicional Festival de Música Popular de Baradero, que desarrolló su 48° edición durante este mes.

“En Baradero la pasamos muy bien, abrimos el festival nosotros, ya somos conocidos por la comisión organizadora que nos atiende como a los dioses. Empezamos la noche inaugural del 10 de febrero nosotros y terminamos compartiendo esa noche de viernes con Abel Pintos, que estuvo ahí en el escenario mayor, así que todo muy lindo pero siempre todo subvencionado por nuestro bolsillo”.

Por entre las piezas musicales de excelencia que eligen para que Pura Cepa suene a folclore fusión y poesía, se destacan los siguientes temas que detallaba el guitarrista y cantante: “Hacemos, por ejemplo, ‘Historia de Mate Cocido’ de Adrián Abonizio, ‘La Garza Viajera’, ‘El Mensú’ y ‘Vamos para el Sur’ de Larralde, que lo estamos haciendo con algunos arreglos menos folclóricos. Y también otros temas que aggiornamos desde nuestra humilde sapiensa y con la versión folclórica de ‘El tempano’, de Jorge Fandermole, con la que ganamos para abrir en Baradero”.

Hay música hecha por lujanenses que suena en otros escenarios. Hay aplausos para esos artistas nuestros que aportan el arte musical necesario para que el mundo siga siendo un remanso cada vez que en algún lugar la gente hace, escucha y disfruta música.