En el marco de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, la Asamblea General de Naciones Unidas, en el año 2011 declaró el 21 de marzo el Día Mundial del Síndrome de Down.

El motivo de declarar este día “es para generar mayor conciencia pública sobre ésta alteración genética y recordar la dignidad inherente y las valiosas contribuciones de las personas con síndrome de down como promotores del bienestar y de la diversidad de sus comunidades”.

El síndrome de Down se produce por la aparición de un cromosoma más en el par 21 original (tres cromosomas: “trisomía” del par 21) en las células del organismo y que genera rasgos físicos muy particulares.

La incidencia estimada del síndrome de Down a nivel mundial se sitúa entre 1 de cada 1.000 y 1 de cada 1.100 recién nacidos.

En la ciudad de Luján, la fecha fue incluida dentro del “Almanaque de Discapacidad”, decretado de Interés Municipal por el intendente Leonardo Boto.

En ese marco, desde la Subdirección de Discapacidad de la Municipalidad impulsaron la iniciativa de salir a caminar las diversas dependencias municipales para entregar medias desparejas.

“Este simple gesto de entregar las medias distintas pero iguales, fue para concientizar sobre la importancia de darle visibilidad a las personas con síndrome de Down”, sostuvo el subdirector del área, Juan Manuel Puente.

Por último, remarcó que esta iniciativa es para “demostrar que todos somos iguales. Todas las medias son iguales, la diferencia está en el color”.