Héctor Griffini, precandidato a intendente de Juntos por el Cambio, se refirió a la situación de la salud en Luján. La consideró “preocupante” y dijo que “el domingo había un solo médico de guardia para todo el Hospital. Hay que levantar esta situación de desastre y mejorar la atención médica, que sea segura y de calidad”.

“En medio de una situación crítica para nuestros vecinos, la salud municipal enfrenta un escenario alarmante que pone en riesgo la vida de quienes necesitan atención médica. Hoy, nos encontramos con que un solo médico se convierte en el único recurso para atender a toda una comunidad. Es inaceptable que nuestros vecinos tengan miedo incluso de enfermarse, porque quedan a la buena de Dios”, apuntó Griffini.

El precandidato a intendente, que integra la lista que lleva a Diego Santilli como gobernador y Horacio Rodríguez Larreta como Presidente, considera que el problema “radica en una falta de inversión y planificación que ha llevado a la escasez de personal médico y la insuficiencia de recursos en nuestros centros de salud”.

Además, analizó: “Esta realidad no solo compromete la calidad de la atención, sino que también pone en peligro la vida y el bienestar de nuestros vecinos: desentenderse de la atención médica por una provincialización del Hospital es lo mismo que hacen con la seguridad y el vecino en Luján no da más”.

En este contexto, desde su espacio explicaron que Héctor Griffini, Diego Santilli y Horacio Rodríguez Larreta “avanzaron en el trabajo de medidas concretas que se comprometan con el bienestar de la comunidad y aborden la urgente necesidad de soluciones efectivas para revertir esta situación”.

En ese sentido, Griffini señaló algunas de las medidas para “poner de pie a nuestro Luján, porque tenemos que empezar a salir de este desastre, por arriba, superando los problemas y no dejando que todo el desastre pase así nomás”.

Al respecto, detalló que que “las herramientas centrales que se pondrán en acción están destinadas a: primero, incrementar la dotación de personal médico y contratar más profesionales de la salud para garantizar una atención médica adecuada y segura, con las gestiones para atraer y retener a médicos y especialistas en nuestros hospitales y centros de salud; segundo, fortalecer la infraestructura y los recursos para mejorar las instalaciones y adquirir el equipamiento médico necesario; tercero, fomentar la coordinación de los tres niveles, trabajar en conjunto con las autoridades de salud a nivel provincial y nacional para buscar soluciones conjuntas y compartir experiencias exitosas para un sistema de salud robusto, humano y solidario con el lujanense”.

Por último, Griffini manifestó que “no podemos permitir que nuestros vecinos vivan con miedo a enfermarse. Desde diciembre será nuestra responsabilidad garantizar una atención médica segura y de calidad para todos. Vamos a trabajar incansablemente para revertir esta situación y construir un sistema de salud municipal que esté a la altura de las necesidades de nuestra comunidad”.