El sarampión es una enfermedad eruptiva febril que puede presentarse en todas las edades, siendo de mayor gravedad en menores de 5 años y personas con inmunocompromiso o desnutrición, en los que puede causar graves complicaciones respiratorias como neumonía, enfermedades del sistema nervioso central, convulsiones, meningoencefalitis, ceguera y enfermedades de presentación muchos años después del episodio agudo, con desenlace fatal (panencefalitis esclerosante subaguda).

Se previene con las vacunas Triple o Doble Viral, que además protegen contra rubéola (Doble o Triple viral) y paperas (Triple Viral).

Los principales síntomas son: fiebre alta, secreción nasal, conjuntivitis, tos y erupción en la cara y cuello que se extiende al resto del cuerpo. Ante la aparición de algunos de estos síntomas es necesario concurrir al médico.

Tal como recordaron desde el Ministerio de Salud de la Nación, el Calendario Nacional de Vacunación contempla dos dosis de vacuna triple viral a los 12 meses y a los 5 años. Las personas desde los 5 años deben acreditar dos dosis de vacuna con componente contra sarampión y rubéola aplicada después del año de vida (Doble o Triple Viral) o contar con serología IgG positiva para sarampión y rubéola.

Las personas nacidas antes de 1965 se consideran inmunes y no necesitan vacunarse.

En contexto de viaje al exterior, se recomienda que las personas cuenten con esquema de vacunación adecuado:

– Personas de 6 a 11 meses de vida pueden recibir una dosis de vacuna Triple Viral (“dosis cero”) esta dosis no debe ser tenida en cuenta como vacunación de calendario.

– Personas de 12 meses deben recibir una dosis correspondiente al calendario.

– Personas de 13 meses a 4 años inclusive pueden recibir una segunda dosis de vacuna Triple Viral.

– Mayores de 5 años, adolescentes y personas adultas deben acreditar al menos dos dosis de vacuna con componente contra el sarampión (Doble o Triple Viral) aplicada después del año de vida o confirmar a través de un estudio de laboratorio la presencia de anticuerpos contra sarampión (serología IgG positiva contra sarampión).

Se aconseja considerar aplazar y/o reprogramar el viaje en personas gestantes sin antecedentes comprobables de vacunación o sin anticuerpos contra el sarampión De igual manera se recomienda a los menores de 6 meses aplazar y/o reprogramar el viaje por no poder recibir la vacuna y ser un grupo de gran vulnerabilidad.

En este sentido, la cartera sanitaria nacional recuerda:

– Concurrir al vacunatorio con el carnet de vacunación para verificar necesidad de completar esquemas

– La vacuna triple viral se puede aplicar junto con las otras vacunas del Calendario Nacional y con la vacuna contra la COVID-19.

– Es gratuita, obligatoria y se aplica en todos los vacunatorios y centros de salud del país.

– Para evitar la reintroducción del virus en el país es indispensable que tengamos el esquema de vacunación completo.

– La vacunación es un acto solidario, protege a quienes reciben la vacuna como a toda la comunidad, lo que implica un beneficio también para quienes no pueden recibirla como personas menores de 1 año o con inmunocompromiso y gestantes.

Situación actual

En lo que va del año, el Ministerio de Salud de la Nación confirmó dos casos de sarampión: un niño de 19 meses, no vacunado con triple viral, en la ciudad de Salta, y otro de 6 años de edad sin vacunación, que ingresó al país procedente de Barcelona (España) el 27 de enero, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. “Si bien el primer caso requirió internación, ambos casos evolucionan favorablemente”, señalaron.

Y afirmaron que “gracias a la vacunación sostenida, Argentina interrumpió la circulación endémica del sarampión en el año 2000. Desde entonces, se registraron brotes cortos, sin pérdida del status de eliminación. El mayor brote se registró entre las semanas epidemiológicas (SE) 35 del año 2019 y la SE 12 del año 2020, con un total de 179 casos, que se circunscribieron a la Ciudad de Buenos Aires (CABA) y 19 municipios de la Provincia de Buenos Aires (PBA). En el año 2021 no se registraron casos confirmados. En 2022, se registraron dos casos de sarampión: uno en CABA y otro en Vicente López (PBA): el primero en SE 13 correspondió a un caso importado y el segundo, en SE 28, un caso de origen desconocido. Ambos sin relación entre ellos y sin casos secundarios”.

Por último, indicaron que “al igual que como ocurre en el resto de la Región de las Américas, mientras que el sarampión persista circulando en otros países, y ante la disminución de las coberturas de vacunación, Argentina presenta un alto riesgo de importación de casos y desarrollo de brotes”.